"La cultura es sangre que siempre da alcurnia y nobleza al hombre". P. José María de Arizmendiarrieta.

19 de enero de 2019

Preparación del I centenario del fallecimiento de Galdós

El 4 de enero de 1920 falleció en Madrid el insigne escritor canario don Benito Pérez Galdós, uno de los principales representantes de la novela realista española y autor de los conocidos Episodios Nacionales. Galdós ha sido uno de los más eminentes escritores de novela histórica que han tenido las letras españolas y nos encontramos próximos a cumplir el I centenario de su fallecimiento, por lo que numerosas instituciones culturales están preparando una serie de actividades en su memoria que se realizarán a lo largo de este año 2019 y del próximo año 2020. 

Entre otras iniciativas, como las que tendrán lugar en la Casa-Museo Pérez Galdos en las Palmas de Gran Canaria, el consistorio municipal madrileño ha anunciado la colocación de una serie de estatuas efímeras en algunas calles y puntos emblemáticos de la ciudad, así como diferentes actividades en las bibliotecas públicas madrileñas, para recordar sus novelas y sus personajes.También la Real Academia Española celebrará su centenario y la Biblioteca Nacional de España, por su parte, ha iniciado ya los preparativos de una gran exposición sobre su vida y su obra, en la que participará el Gobierno canario. Además, se está preparando un Congreso Internacional sobre Benito Pérez Galdós y se recordará a este eminente escritor a través de charlas, conciertos, visitas y otras actividades.

Galdós no tuvo que esperar a su fallecimiento para comenzar a ser homenajeado por la ciudad de Madrid, de la que fue un gran cronista. Un día como hoy, en la tarde del 19 de enero de 1919 y en la plazoleta cercana a la Rosaleda del Parque de Madrid (actual parque del Retiro) se inauguraba el monumento al ilustre don Benito Pérez Galdos, obra del escultor Victorio Macho, en un emocionante acto. Don Benito se encontraba ya ciego, y en el acto multitudinario amenizado por la banda municipal, estaba presente el alcalde, Sr. Garrido Juaristi y demás autoridades municipales, ilustres escritores como los hermanos sevillanos Serafín y Joaquín Álvarez Quintero, numerosos representantes del mundo artístico y cultural, y cientos de admiradores.

Galdós tomó asiento al pie de la estatua que había sido cubierta por la bandera española y el ilustre comediógrafo Serafín Álvarez Quintero, tras descubrirla, leyó las siguientes líneas en el acto de entrega del monumento al Ayuntamiento de Madrid:

"Acepte el Ayuntamiento de Madrid, digna representación de este pueblo hidalgo, que ama sus glorias como el que más, la imagen en piedra del Galdós de estos días, y tengan todos los madrileños siempre para ella el mismo entusiasmo sagrado, el mismo generoso cariño con que un escritor joven, de bravo aliento y mácula española, trabajó en sus manos, que ya descansan, y en su frente incansable.

Y usted, maestro insigne, que por dicha nos oye en esta hora de consagración, para nosotros inolvidable, pues en ella juntamos al suyo nuestros nombres, quédese con nuestra última palabra, con sensación elocuente del anhelo de todos: ¡Salud!".                              (La Época, 19/01/1919, p.3).

Próximamente en este Blog, y cuando las instituciones involucradas lo vayan comunicando, se irán anunciando algunos de los actos programados para el I Centenario del fallecimiento de Benito Pérez Galdós.